Emax vuelve a la carga con un nuevo dron de carreras , el NightHawk Pro 200.  Se tratar de un drone de carreras RTF al cual solo le tendremos que añadir nuestro receptor. Con motores 2205 -2300KV brushless  y palas de 5 pulgadas parece ser un buen candidato como drone de iniciación en el mundo de los racers.

A pesar de ser un ready to fly no es un drone para principiantes. Sin buscamos un dron como “repuesto” para nuestros racers, este es una buena opción.  Siempre viene bien tener un drone el cual venga ajustado de fabricar y con el cual podamos volar sin frustraciones. 

El NightHawk Pro 200 es un Drone RTF

El NightHawk Pro 200 viene con un empaquetado muy chulo. El drone viene dentro de un maletín para que podamos llevarlo en el coche sin problemas  Si es verdad que no vemos mucho espacio para llevar un cargador o unas baterías dentro del maletín.  Lo ideal sería que pudiese ser un “maletín” para llevar con todo dentro y cargar con más cosas.

El Drone lleva una protección  de plástico en la parte inferior


El chasis es de fibra de carbono de 4 milímetros de 200 milímetros con la parte inferior de colores. En realidad se trata de un plástico protector el cual se rompe para evitar daños al resto del chasis. Lo hay disponible en varios colores y parece ser una pieza que deberemos tener en reserva.

En cuanto a la controladora se trata de una F3 con motores 2205 y variadores B-Heli_ de 25 amp. La cámara ccd va instalada en un soporte que hace posible cambiar de ángulo en función de las necesidades de vuelo. El TX de vídeo es variable de 25mW a 200mW, característica que vemos cada vez más en los drones. Viene con unas hélices y una antena de vídeo tipo seta, aunque sin duda es mejor que nos busquemos una antena en condiciones.

 

El peso es de 370 gramos sin batería y lleva protectores para los motores. En la parte trasera lleva un grupo de LEDs a los cuales se les puede mordicar el color. El precio del NightHawk Pro 200 ronda los 240 euros.